Boxeador

Callejón Talavera blanco y negro ilustrar el boxeador

Muchacho, ¿qué quieres que te cuente de Eddy?, no sé cuál es tu finalidad porque es una historia pequeña, de ésas que pasan todos los días.

Se hizo boxeador porque no sabía vivir la vida sin pelear. Se levantó tantas veces de la lona como se la hicieron besar. Contaba sus combates por derrotas, lo más cerca que estuvo de lograr una victoria fue a los puntos, en el último golpe bajó la guardia y el oponente de un derechazo directo a la mandíbula le ganó por la mínima.

Casi nadie le conoce bien, pero muchos se atreven a opinar porque hacerlo es gratis y a él le trae sin cuidado lo que digan. Para la mayoría es un fracasado, una escoria, un muerto de hambre que nunca encontró su lugar. Quienes lo trataron de cerca predijeron que acabaría sonado por tanto golpe recibido, puede que tengan algo de razón.

Muchacho, si miras a tu alrededor solo veras la suciedad y el desorden de un maloliente cuartucho. Si te asomas por el hueco del cristal roto de la ventana la sordidez de los bajos fondos podrás mascarla.

¿De verdad quieres saber quién es Eddy? Mírame fijamente y si te atreves júzgame, sí.

Galiana

 

 

Anuncios

Acerca de Galiana

Escritora
Esta entrada fue publicada en Fotografía, Relatos y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s